IX Delegación Asturiana de verificación de los DDHH en Colombia
¿quién defiende los Recursos Naturales en Colombia?

Cuando la novena delegación asturiana de verificación de los ddhh en Colombia en audiencia con el Vicepresidente de la República Angelino Garzón y con su equipo cercano planteó preocupaciones por lo que se había visto en el Quimbo-Huila, el Vice, muy hábil y muy ágil ofreció mediar para una entrevista con el ministro de medio ambiente, que se produjo a las pocas horas...  en la sede del pequeño ministerio, ahora separado de vivienda, y entorpecido el tránsito en el edificio central por la proximidad de la embajada USA..

   La DA salió sorprendida y asustada de esta inesperada y amable recepción: si esperaba al menos un lenguaje que pusiera énfasis en la defensa y protección del medio ambiente, lo que se encontró, en las palabras y argumentaciones, fueron los mismos tópicos que si estuviera dialogando con una empresa privada de otro país.

  El ministro comenzó por reivindicar el papel que habían tenido las riquezas de recursos del país en el proceso de independencia con la voluntad de los criollos de gestionarlos autónomamente de la colonia...

   La contradicción en el caso del Quimbo y resto de proyectos de empresas foráneas, es que 200 años después…  se vuelvan a entregar esas riquezas nacionales a corporaciones extranjeras.

 La DA consultó con el ministro y su equipo varias preocupaciones que habían compartido los pobladores afectados por el proyecto Emgesa-Endesa-Enel, particularmente en la ausencia de licencia propia del gobierno que hubiera asegurado aspectos positivos en la afectación ambiental, en sismología de la zona, en la no alteración arqueológica, etc

  Al ministro se le transmitió el susto de la delegación asturiana al conocer que la policía que golpeaba a los pobladores que trataban de hacer cumplir la resolución de Controladuría de parar las obras les dijera a los despojados que aquel río, el Magdalena, el río de la patria, era de Endesa..

..que las concesiones sean de por vida y permitan a la empresa actuar y controlar aguas arriba y aguas debajo de la hidroeléctrica..

.. que la tecnología utilizada por la empresa haya tenido fallos tan gordísimos como para que el río desconociera y volviera a recuperar el curso  que le habían modificado, que un puente fuera destruido o que algunas partes de la obra se hundieran más de una docena de metros en una falla que la empresa ha tratado de ocultar en vez de cumplir con su obligación de informar a las autoridades...

Sí, es lógico que cualquiera que vaya a un ministerio de Medio Ambiente o similar aspire a encontrar allí gente cómplice con la defensa y preservación del medio, mucho más de las aguas naturales de la nación, sus vegas más fértiles y el uso racional de sus recursos, y por ello al escuchar que el rio sobretodo tiene un potencial energético, que las encrucijadas de muchas aguas en Colombia las hacen propicias a grandes represas, y que lo que pasa en el Quimbo es que han llegado muchos más sectores que se consideran afectados, pescadores, areneros, arrendatarios de tierras que se van a inundar.. se sale con la impresión de que alguien muy astuto ha puesto al zorro a cuidar las gallinas...  o que al Medio-Ambiente no es el ministerio quien lo defiende sino todo lo contrario.

Menos mal que hay pobladores organizados, gentes de la Academia, campesinado y pescadores que en firme resistencia están haciendo cumplir la lógica de conservar, defender, valorar el río Magdalena, las vegas fértiles, el patrimonio de la nación...